«Al escribir me centro en los personajes y cuando hago cine me interesa la historia»
La cuarta edición del premio «Letras» de novela corta, convocado por la editorial Septem, ha recaído en un joven director y guionista cinematográfico. Miguel Ángel González (Madrid, 1982) es el autor de «Nunca dejes que te cojan», el relato ganador, y advierte que, a pesar de su experiencia en el ámbito audiovisual, para él «la literatura es primero que el cine».
-¿Ésta es su primera novela?
-Es la primera novela larga que escribo. Tengo muchos relatos y cuentos y el personaje principal, Benji, ha aparecido en otros. Centro mis historias en los personajes y en este caso no tenía una historia muy señalada, pero tenía claros los personajes y sus tramas, que se mezclan. Son personajes que comparten la misma vida, la misma ciudad… En la novela aparecen muchos y sus vidas se van entrelazando.
-¿Qué puede contar de su protagonista, Benji?
-Empezó como un pequeño personaje de mis relatos cortos, sin mucho pasado, y fue adquiriendo solidez con el tiempo. Es un desheredado, un personaje muy destruido, a quien le ha ido muy mal y que decide dejar de lado el rumbo que se marca la gente convencional. A Benji no le va nada bien, ni en lo personal ni en lo laboral. La historia comienza cuando se produce un giro en su vida laboral y, en ese punto, decide optar por una vida paralela, en la que la historia entra en un punto algo surrealista.
-El título, «No dejes que te cojan», evoca el mundo de la delincuencia.
-Son personajes marginales, pero la historia está contada con cariño, no es una historia negra. Es algo similar a «Los lunes al sol», por dar un ejemplo: personas que, en una encrucijada, deciden crearse una falsa vida que les ayuda a sobrevivir. Los personajes de «No dejes que te cojan» aparecen en la novela cuando su vida da un giro, que, aunque es dramático, está contado de un modo irónico.
-El jurado comentó que la lectura de la novela causa, inicialmente, una sensación de desánimo, pero acaba en un tono distinto.
-He intentado que lo que empieza mal termine bien. Benji acaba de ser despedido de su trabajo, es un adolescente al que su familia no entiende, pero intenta salir de ello con humor. Y logra sobreponerse, incluso en el final, que es muy duro y oscuro.
-¿Tiene moraleja?
-Más bien una pequeña reflexión. Nos vemos obligados, día a día, a cumplir normas y no nos las planteamos, o no queremos hacerlo. La obra expone una situación real y muy actual, de alcohol y drogas, y me gustaría que diera pie a que la gente pensase en lo que cada día hace sin pensar, irreflexivamente.
-¿La novela tiene algo de cinematográfico?
-Es cierto que la gente me comenta que mi estilo les parece muy cinematográfico, que mis relatos les recuerdan un guión, pero para mí la literatura fue antes del cine. Quería contar historias y encontré en el cine un escape para hacerlo.
-El premio «Letras» incluye la publicación del libro.
-He publicado relatos en periódicos y revistas, y hasta ahora no había escrito ninguna novela. He intentado publicar colecciones de relatos sin ningún éxito. Es un mundo dificilísimo. Los certámenes son una salida para quien quiere publicar.
-¿Llevará al cine «Nunca dejes que te cojan»?
-Nunca pensé en ello. Cuando escribo un relato pienso fundamentalmente en los personajes, y cuando hago cine me interesan las historias.
A %d blogueros les gusta esto: