La librería La Buena Letra de Gijón acogió la presentación de la novela “Lobos disecados” de Toño Argüelles. El escritor noreñense estuvo acompañado por el escritor Xuan Xosé Sánchez Vicente.

Abrió el acto Sánchez Vicente que manifestó que Argüelles “domina el oficio de escribir” y la novela “atrapa al lector desde el primer momento”, ha sido escrita “con ritmo y hace la lectura muy ágil”.

Cerró el acto el propio autor que explicó porque había escogido el marco temporal en el que se desarrolla la novela: “es la época fundamental para entender la transición española”. Argüelles argumentó que “la novela pretende dar una visión de la transición a través de un personaje muy turbio y poco convencional” como es un terrorista que en 2013 regresa a Barcelona, ya viejo, y se encuentra con una sociedad muy cambiada.

“Lobos disecados” está ambientada en una cosmopolita Barcelona durante un período de cuarenta años. A través de los ojos de Didier la obra traza una radiografía de la transición y la situación sociopolítica. Una novela desbordante de imaginación en la que confluyen movilizaciones sindicales y universitarias, la especulación urbanística y la corrupción política, entre otros muchos más temas de actualidad.

Todo comienza en enero de 1973 en París, cuando a un joven de treinta y cinco años, un metro ochenta, pelo castaño cortado al estilo militar, ojos pardos, nariz ligeramente aguileña y la cara perfectamente rasurada, le ofrecen una misión en Barcelona. Bajo el nombre de Didier Laplace Martens, este joven llega a una Barcelona llena de tensiones sociales y protestas.

A %d blogueros les gusta esto: